browser icon
You are using an insecure version of your web browser. Please update your browser!
Using an outdated browser makes your computer unsafe. For a safer, faster, more enjoyable user experience, please update your browser today or try a newer browser.
«
»

captación, acumulación y distribución

Publicado por - 16/01/2017

arquitectura bioclimatica en un entorno sostenibleEl aprovechamiento pasivo de los recursos que da la naturaleza ha estado siempre presente en el comportamiento, tanto de los seres humanos, como de los animales, desde las actitudes más elementales como la recogida de alimentos o la búsqueda de protección, hasta las formas más evolucionadas de empleo de los materiales autóctonos para la construcción o de las energías naturales como el viento para la navegación, los cursos de agua para los molinos, etc. De entre éstas, las actividades constructivas simples dieron lugar, gracias a la experiencia transmitida de generación en generación, a lo que, partiendo de la arquitectura popular, llegaría a ser la arquitectura popular evolucionada o arquitectura bioclimática.

La estructura de esta arquitectura, tanto la popular original y elemental, como la bioclimática fruto de la evolución de la popular, se fundamenta sobre todo en la gestión de las energías naturales, basada en tres pilares: la CAPTACIÓN de la energía,  su ACUMULACIÓN y su DISTRIBUCIÓN. Si falla uno de ellos se derrumba la estructura bioclimática.

CAD

los tres pilares bioclimáticos

Si bien parece que es imprescindible, y lo es, la captación, sin una correcta y efectiva acumulación no se podrá aprovechar esa energía. Hay que pensar que las energías renovables son erráticas en el tiempo y en el espacio; se recibe la energía durante unas pocas horas del día, sin tener la seguridad de que al día siguiente se pueda repetir la misma captación. Si queremos que esa energía se reparta durante todo el día, e incluso que sirva de reserva para otros días,  habrá que acumularla convenientemente.

El tercer pilar es la distribución; la energía se capta en general por una parte concreta del edificio y es preciso trasladarla a la totalidad de los espacios, con el correcto diseño de los mismos. Si falla la acumulación se tendrá una concentración excesiva de energía mientras se recibe y una ausencia casi total en el resto del tiempo. Si falla la distribución, sencillamente tendremos unos locales acondicionados y otros no acondicionados.

Fuentes: ARQUITECTURA BIOCLIMÁTICA EN UN ENTORNO SOSTENIBLE, Fco. Javier Neila González


Las imágenes publicadas en este blog se han obtenido de internet con la intención de recopilar información pública de la red con fines divulgativos y culturales. En caso de que existiera algún texto o fotografía publicado sin permiso del autor o que infrinja derechos de copyright, por favor, rogamos que nos lo comuniquen a la dirección de contacto de la web para retirarlo inmediatamente.



«
»

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.